...un espacio para compartir y aprender ;)

Comunidad global de permacultura

publica tu artículo

 

Menú de usuario

Acceso Usuarios

Inicie sesión para poder enviar artículos, enlaces, eventos...



Estadisticas

Miembros : 16814
Contenido : 2061
Enlaces : 99
Ver contenido por hits : 12892490
240 usuarios en linea

Escribe tu correo para recibir actualizaciones:

 

Nunca cambirás las cosas luchando contra la realidad existente. Para cambiar algo, hay que construir un nuevo modelo que haga obsoleto el modelo existente.

Mapa de Visitantes


PDF Imprimir E-mail

Prevención ecológica de plagas


Artículos - Agricultura ecológica
Domingo, 11 de Enero de 2015 00:00
Usar puntuación: / 0
MaloBueno 

En el huerto ecológico tenemos que luchar contra las plagas, con lo que nuestras manos y la propia naturaleza nos ofrece. Pero es posible evitar la lucha, o por lo menos una parte bastante importante, si consideramos la prevención como aspecto fundamental de esta tarea.

En primer lugar es necesario saber cual es el motivo del malestar de las plantas. Si aparecen signos o síntomas de problemas en nuestros cultivos, éstos pueden ser debidos a plagas o a enfermedades, pero también a la falta de uno o varios nutrientes en el sustrato o incluso a desequilibrios de la planta debidos al medio que la rodea (luz, temperatura, humedad…).

Algo importante  es conocer la diferencia entre plaga y enfermedad. Una plaga está causada por insectos, arácnidos, caracoles o animales de pequeño tamaño como roedores o pájaros, y las enfermedades están provocadas por microorganismos, principalmente hongos y bacterias. Por lo tanto, las plagas son más fáciles de diagnosticar porque la mayoría de las veces podemos ver, no sólo el signo del ataque (hojas o tallos dañados, por ejemplo) sino también al causante del problema campando a sus anchas por la planta. Para detectar enfermedades, sin embargo, tenemos sólo los síntomas que causan los microorganismos en la planta, pero es más difícil determinar qué bacteria u hongo ha sido el culpable.

Para identificar la plaga o enfermedad de la planta habrá que descartar que la causa del problema es un sustrato demasiado pobre con carencia de algún nutriente, la falta o el exceso de humedad, la presencia de sustancias perjudiciales en el suelo, la falta de luz… Si todas las plantas del huerto están afectadas, es muy probable que el problema sea uno de estos.

La falta de humedad va acompañada de varios síntomas como:

- Puntas y bordes de las hojas marrones o amarillos.
- Marchitez de las hojas y de las flores.
- Caída de las flores e incluso las hojas.

Una vez descartados los problemas anteriores, tenemos que observar los principales síntomas y signos en la planta.

Para conseguir tener los mínimos ataques posibles de plagas o de microorganismos perjudiciales en nuestras plantas, son esenciales algunas técnicas preventivas como:

- Protección del sustrato: Creación de cubiertas del suelo (mulching) para retener la humedad y evitar la entrada en el sustrato de organismos perjudiciales. Se pueden usar multitud de materiales: paja, cascarilla de arroz, serrín o corteza de madera, mantillo de estiércol…

- Rotación de cultivos: La rotación es la plantación en el mismo sustrato de un tipo de cultivo distinto cada temporada. Por ejemplo, primero una hortaliza de raíz (apio, remolacha, cebolla, zanahoria..), luego una de hoja (col, brócoli, lechuga…), en tercer lugar una leguminosa, que son reponedoras de nutrientes (judías, habas…), y por último una de fruto, flor (pimiento, berenjena, calabacín, alcachofa…), o una planta voraz como la patata o el maíz, que agotan la tierra porque necesitan muchos nutrientes.

Las plantas absorben más o menos los mismos nutrientes pero la cantidad de cada uno de ellos es distinta, por lo que con la rotación de cultivos se consigue que haya un equilibrio en la extracción de los nutrientes del suelo. Así se evita su empobrecimiento progresivo, que hace a la planta más débil y susceptible de ataques de plagas y enfermedades. También se evita que una plaga o enfermedad que ha afectado a una planta, se establezca en el suelo y continúe haciéndolo.

- Asociación de cultivos: La asociación consiste en plantar los cultivos combinados de tal manera que unos beneficien a otros, por ejemplo ayudándose mutuamente a luchar contra una plaga o enfermedad por la emisión de sustancias que las alejan. Además, si las plantas próximas a una planta afectada son diferentes, se dificulta que el insecto o el microorganismo se propague. Por ejemplo:

  • Coles con albahaca o tomillo que repelen la oruga de la col.
  • Remolacha con judías o alubias, que repelen la mosca de la remolacha.
  • Zanahoria con ajo, cebolla o ajenjo (Artemisia absinthium), que alejan la mosca blanca. La zanahoria también repele la mosca de la cebolla.
  • Aromáticas con achillea millefolium, una planta herbácea de flores diminutas que alejan las plagas de las aromáticas y hace que se intensifique su aroma.
  • Coles con tomate, que repele el gusano y la mariposa blanca de la col.
  • Patata con rábano picante, aleja el escarabajo de la patata.
  • Capuchina (Tropaeolum majus): repele chinches y pulgones.
  • Salvia: efecto repelente sobre moscas, mariposa blanca de la col, babosas o polilla del repollo.
  • Orégano: aleja hormigas y moscas.
  • Borraja: gusano del tomate.


Fuente Agrohuerto.com

 


Debes registrarte para enviar comentarios.



Hasta hace poco los comentarios estaban abiertos al publico sin registro, pero nos bombardeaban con mensajes de spam en ingles. Lamentamos que tengas que registrarte para poder comentar, aunque solo se tarda un minuto.

 
mantenimiento técnico naujgomez.com